El destino también juega - documentación




En todas las presentaciones de mis novelas, el tema de la documentación siempre ha estado presente. En las de El destino también juega no ha sido menos, así que se me ha ocurrido hacer esta entrada para que veáis cómo fue el proceso.

Desde el momento en que Gastón y Émilie me contaron que su historia transcurría por la Via Podiensis, en el Camino de Santiago, me di cuenta, puesto que aún no he ido por esa parte de Francia, de que necesitaba documentarme a fondo.

Al principio, como siempre, tiré de Internet. Pasé horas y horas mirando fotografías de las zonas por donde pasa esa ruta.

Tuve la suerte de encontrar varias páginas que hablaban de la Via Podiensis y, lo que era aún mejor, donde muchos peregrinos que la habían recorrido a pie o en bicicleta, relataban sus impresiones. Nadie mejor que ellos para hacerte “ver” los paisajes, el cansancio, el dolor de pies, las ampollas, la lluvia, el sol… Sin sus vivencias las descripciones en mi novela no habrían sido las mismas.

Después encontré las distancias entre los pueblos y ciudades por donde pasa. Como estaban en kilómetros y en la época en que transcurre la historia aún no se había implantado el Sistema Métrico Decimal, las trasladé a leguas. Mi calculadora echaba humo.
Pero ante mí tenía un paisaje plano, salpicado por alguna que otra loma, gracias a los relatos de los peregrinos. ¡No era suficiente!
Busqué, entonces, los perfiles de las etapas (como los de la Vuelta ciclista) y tuve la gran suerte de hallarlos. Eso me facilitó mucho las cosas. Ahora, no solo tenía las distancias, también la orografía. Iba por buen camino.

Lo siguiente era buscar información sobre los lugares por donde pasaban. Su historia, sus monumentos (que estuvieran en esa época, claro), su paisaje, su gastronomía, sus gentes.
Preparar un calendario lunar de los meses en los que se desarrolla la novela. Es que soy muy tiquismiquis con las fases de la luna, lo siento ;)

Y aún hay más, mucho más, pero creo que ya os hacéis a la idea.

Quizá, después de leer esto, os parezca que el trabajo de documentación es aburrido, lioso o, directamente, un rollo, para mí no lo es. Es divertido, esclarecedor, adictivo…
Algo necesario para que la historia resulte creíble y para que sea más fácil zambullirse en esos lugares, en esa época.

Y si habéis llegado leyendo hasta aquí, es que sois tan curiosos como yo.

Un beso enorme,

8 comentarios:

ERI (Xisca) 19 de marzo de 2014, 14:32  

👏👏👏👏👏
Realmente admiro tu dedicación y tu gusto por los detalles.
Yo la busqué mientras lo leía pero las que encontré no estaban muy detalladas 😭
Habría estado bien que lo incluyeran en el libro 😋

Pilar Cabero 19 de marzo de 2014, 14:36  

Gracias, cielo.

A medida que iba escribiendo la novela pensé en pedir que incluyeran un mapa del lugar, pero después se me pasó decírselo a la editorial. ¡Vaya fallo por mi parte!
Un beso enorme,

Feli Ramos Cerezo 19 de marzo de 2014, 15:14  

¡La etapa de la documentación es fascinante! Y con las herramientas que afortunadamente tenemos hoy, una gran ayuda para los que somos exigentes y detallistas. Es una parte más del proceso creativo, que suele marcar la diferencia entre una buena obra y otra menos buena. Felicidades Pilar, son muchas horas las que se invierten en ese momento y muy grato el verlo plasmado en tu novela. :)

Pilar Cabero 19 de marzo de 2014, 15:34  

Es cierto, Feli. Ahora es más fácil encontrar información y eso te hace ser más exigente. Creo que la novelas ganan más credibilidad y los lectores lo agradecen.
Muchas gracias por comentar, cielo.

Érika Gael 19 de marzo de 2014, 16:02  

Gracias por esta entrada tan fabulosa, Pilar. Siempre me encanta saber más sobre las tareas de documentación (reconozco que a mí también me resulta un desafío adictivo, jeje), así que me lancé a bucear en ella en cuanto me la tropecé. Después de leerla tengo claro algo que ya intuía desde hace tiempo: no sólo eres una escritora fantástica, sino también una trabajadora incansable y disciplinada ;). Un besazo!

Pilar Cabero 19 de marzo de 2014, 16:07  

¡¡Muchas gracias, corazón!!!

Lo de fantástica y disciplinada... no sé qué decirte, jajaja

Un beso enorme, mi niña del pelo rojo,

Vanedis 19 de marzo de 2014, 19:43  

Menudo trabajo de documentación hay detrás de tu libro...creo que esta entrada es muy interesante para que los lectores apreciemos más el trabajo que hay detrás de cada frase. Nosotros la leemos en un minuto y tú a lo mejor has necesitado horas para hacerla realidad.
Un beso !

Pilar Cabero 19 de marzo de 2014, 23:55  

¡Muchas gracias, Vanedis!
En muchas ocasiones te pasas una mañana buscando un dato y al final, cuando lo has encontrado, te das cuenta de que no vas a incluir la escena por la que lo buscabas.
Y sólo te queda el consuelo de saber todo lo que has aprendido.
Un beso enorme,

Pilar Cabero - escritora

Pilar Cabero - escritora
Bienvenida amable lectora y también a ti, lector, a mi humilde casa. Elige un sitio para sentarte y ponte lo más cómodo posible. Sí, ese de ahí está bien. Deja las prisas fuera y disfruta del momento. Puedes quitarte los zapatos y arrellanarte en el sofá. Si tienes paciencia y esperas un poco, pondré algo de música para ambientar. Espero que pases un rato agradable y siéntete como en tu casa.

Puedes escribirme en: correo
Gracias por tu visita.

Traductor (Translate)